21.01.23       Morning Spanish Murli        Om Shanti      BapDada       Madhuban


Esencia:
Dulces hijos, para reivindicar bendiciones del Padre, seguid el shrimat a cada paso. Mantened vuestra actividad buena.

Pregunta:
¿Quién puede subir al trono del corazón de Shiv Baba?

Respuesta:
Cuando Brahma Baba garantiza que un hijo en particular es servicial, y da felicidad a todos, que él no causa pesar a nadie a través de sus pensamientos, palabras o acciones, cuando Brahma Baba dice esto de él, ése puede sentarse en el trono del corazón de Shiv Baba.

Pregunta:
¿Qué servicio, vosotros sirvientes espirituales, estáis haciendo con Baba en este tiempo?

Respuesta:
Vosotros, sirvientes espirituales, no solo purificáis el mundo entero, sino también los cinco elementos. Por eso sois auténticos trabajadores sociales.

Canción:
Reclama bendiciones de la Madre y el Padre...

Om shanti.
Hijos, habéis escuchado la canción. De hecho, los hijos reciben bendiciones de sus madres y padres mundanos. Cuando los hijos se arrodillan a los pies de su madre y su padre, son bendecidos por ellos. Esos tambores no se tocan por una madre y un padre mundanos. El “redoblar de tambores” significa que muchos pueden escuchar esto. Se canta al Padre Ilimitado: “Tú eres la Madre y Padre y nosotros somos Tus hijos. A través de Tus bendiciones y misericordia, recibimos felicidad sin límites”. Esta alabanza se canta en Bharat. Seguramente, esto tuvo que haber ocurrido en Bharat, y por eso se canta aquí. Deberíais ir completamente hacia lo ilimitado. El intelecto dice que solo el único Padre es el Creador del paraíso. En el paraíso todos son felices. Allí no puede haber rastro de pesar. Por eso se canta que todos recuerdan a Dios en el tiempo del pesar, pero nadie Le recuerda en el tiempo de la felicidad. Durante medio ciclo, cuando hay pesar, todos Le recuerdan. En la edad de oro, hay felicidad infinita, y por eso nadie Le recuerda allí. Debido a que ahora los seres humanos tienen un intelecto de piedra, no entienden nada. En la edad de hierro hay pesar infinito; hay muchas disputas y peleas. No importa lo que hayan aprendido los eruditos, no comprenden el significado de estas canciones en absoluto. Aunque la gente canta: “Tú eres la Madre y el Padre”, no entiende a qué Madre y Padre están alabando. Se dice esto de mucha gente. Aunque todos ellos son hijos de Dios, todos son infelices en este tiempo. Nadie tiene felicidad ilimitada. Uno recibe felicidad de las bendiciones. Cuando no hay bendiciones, hay pesar. El Padre es alabado como el Misericordioso. Incluso a los sabios y hombres santos se les llama misericordiosos. Vosotros, hijos, entendéis que en el camino de la devoción, cantan: “Tú eres la Madre y el Padre”. Esto es absolutamente preciso. Sin embargo, si alguien es inteligente preguntará que, si al Alma Suprema se le llama Dios, el Padre, ¿cómo entonces se Le podría llamar la Madre? Sus intelectos se dirigen hacia Jagadamba (Madre del Mundo), y también se deberían dirigir hacia Jagadpita (Padre del Mundo). Brahma y Saraswati no son un dios y una diosa. Esta alabanza no se les puede dar a ellos. Es erróneo llamarles Madre y Padre. Aunque la gente canta esta alabanza al Padre Supremo, el Alma Suprema, ellos no comprenden cómo Él se convierte en la Madre y el Padre. Ahora, a vosotros, hijos, se os ha dicho que reclaméis bendiciones de la Madre y Padre, es decir, que sigáis el shrimat. Si vuestra actividad es buena, reclamáis bendiciones automáticamente. Si vuestra actividad no es buena, si continuáis causando pesar a otros, si no recordáis a la Madre y el Padre, y no inspiráis a otros a tener recuerdo, entonces, ni podéis reclamar bendiciones, ni podréis recibir tanta felicidad. No podréis subir al trono del corazón del Padre. Si subís al trono del corazón de este padre (Brahma Baba), significa que también habéis subido al trono del corazón de Shiv Baba. Esta alabanza se da a esa Madre y Padre. El intelecto debería dirigirse hacia la Madre y Padre ilimitado. El intelecto de nadie se dirige hacia Brahma. Aunque el intelecto de algunos se dirija hacia Jagadamba y también organizan ferias en su nombre, nadie entiende su ocupación. Vosotros entendéis que, de acuerdo a la ley, vuestra verdadera madre es Brahma. También se tiene que entender y recordar que, además de ser Brahma el padre, él también es la madre. Escribís a Shiv Baba, a la atención de Brahma, y por eso, además de ser vuestro padre, él también es vuestra madre. Vosotros, hijos, tenéis que subir al trono del corazón de este padre, porque Shiv Baba ha entrado en éste. Cuando éste da una garantía a Baba de que un hijo en particular es muy bueno y servicial, que él da felicidad a todos, que no le causa pesar a nadie a través de sus pensamientos, palabras o acciones, entonces él puede subir al trono del corazón de Shiv Baba. Cualquier cosa que expresáis a través de vuestros pensamientos, palabras y acciones, debería dar felicidad a todos. No causéis pesar a nadie. El pensamiento de causar pesar entra primero en la mente, pero, cuando ponéis ese pensamiento en la acción, eso se convierte en un pecado. Por supuesto, las tormentas entrarán en vuestra mente, pero no debéis ponerlas en la acción. Si alguien se molesta, venid y preguntad al Padre: Baba, debido a este tema, ellos se han molestado. Después, Baba explicará. Cualquier cosa, entra primero en la mente. Hablar también es una acción. Si vosotros, hijos, queréis reclamar bendiciones de la Madre y el Padre, debéis seguir el shrimat. Es un aspecto muy profundo llamar a Uno la “Madre y el Padre”. Este Brahma es el padre, además de la madre mayor. Ahora bien, ¿a quién llamaría madre este padre? ¿A quién llamaría esta madre (Brahma), madre? Esta madre no puede tener una madre. Así como Shiv Baba no tiene un padre, de la misma forma, esta madre Brahma no tiene una madre. Lo principal que se os explica, hijos, es que si causáis pesar a alguien a través de vuestros pensamientos, palabras o acciones, recibiréis pesar y vuestro estatus se destruirá. Permaneced honestos con el Señor verdadero. Permaneced honestos con éste también. Este Dada dará un certificado, diciendo: Baba, este hijo es bueno y digno. Baba alabará al alma y dirá que sois un hijo servicial, que sirve a través de su cuerpo, mente y riqueza. Cuando no causáis pesar a nadie, podéis subir al trono del corazón de BapDada y de la madre. Subir a este trono del corazón significa subir al trono de Ese. Los hijos dignos siempre piensan en cómo pueden hacerse dignos de sentarse en un trono. Esta es la preocupación profunda que ellos tienen. Hay ocho tronos, número indefinido. Después, hay 108 y después, 16.108. No obstante, tenéis que reclamar un estatus alto. No encaja bien con un alma sentarse en un trono cuando hay dos grados menos. Los hijos dignos harán muchísimo esfuerzo dándose cuenta de que, si no reivindican ahora de Baba su herencia completa de la dinastía del sol, no la reivindicarán cada ciclo. Si no sois hilados en el rosario de la victoria ahora, no seréis hilados cada ciclo. Esta carrera tiene lugar cada ciclo. Si hay una pérdida ahora, habrá una pérdida cada ciclo. Un buen hombre de negocios es el que sigue el shrimat y sigue a la Madre y Padre completamente, y nunca causa pesar a nadie. En eso, el pesar número uno es la espada de la lujuria. El Padre dice: Achcha, incluso si pensáis que es Dios Krishna quién habla, él también es número uno. Deberíais aceptar lo que él dice. Entonces os podéis convertir en los amos del paraíso. Ellos piensan que Krishna es Dios, y que las directrices que él dio, son shrimat. Achcha. Seguid sus directrices, porque él también ha dicho que la lujuria es el mayor enemigo, que debéis conquistarla. Solo cuando conquistéis ese vicio, podréis ir a la tierra de Krishna. Sin embargo, no es cuestión de que Shri Krishna diga esto, porque Krishna era un niño pequeño. ¿Cómo podría haber dado directrices? Hubiese dado instrucciones cuando hubiese crecido y se hubiese sentado en el trono. Solo cuando se hiciese digno para dar instrucciones, habría sido capaz de gobernar el reino. Shiv Baba ahora dice: Recordadme en el mundo incorporal. Shri Krishna diría: Recordadme en el paraíso. Él también dice: Debéis conquistar la lujuria, el mayor enemigo. Allí no recibiréis veneno. Por tanto, renunciad aquí al veneno y haceos puros. Es el Padre de Shri Krishna quién se sienta aquí y explica. Achcha, los seres humanos han eliminado Mi nombre y han insertado el nombre del hijo. Él también está lleno con todas las virtudes divinas. También está escrito en el Gita que él dice: La lujuria es el mayor enemigo. Sin embargo, no le creen; ni siquiera siguen las instrucciones de Krishna. Piensan que seguirán las instrucciones de Shri Krishna, cuando el mismo Shri Krishna venga. Sin embargo, hasta entonces, continúan ahogándose. Los sannyasis no pueden decir que han venido para enseñar Raja Yoga. Solo el Padre os dice esto, y explica que éste es un aspecto de la edad de la confluencia. Shri Krishna existió en la edad de oro. Tuvo que haber alguien que le hiciese tan digno. El mismo Shiv Baba dice: Ahora estoy haciendo a Shri Krishna y a su dinastía entera, dignos de ir al paraíso. Baba trabaja muy duro sobre vosotros, hijos, para que vayáis al paraíso y reclaméis un estatus alto. De lo contrario, tendréis que ir y trabajar para los que reclaman un estatus alto. Tenéis que reclamar vuestra herencia completa del Padre. Preguntaos: ¿Soy lo suficientemente digno? Los que son dignos también son número indefinido: están los más elevados, los medianos y los más bajos. Los que son los más elevados no pueden permanecer ocultos. Ellos tendrán la misericordia en su corazón para servir a Bharat. Los trabajadores sociales también son número indefinido: los más elevados, los medianos y los más bajos. Algunos roban a otras personas; venden las cosas a otros y obtienen dinero con eso. Por tanto, ¿cómo se les podría llamar trabajadores sociales dignos? Hay muchos que se llaman a sí mismos trabajadores sociales, porque sirven a la sociedad. Solo el Padre hace auténtico servicio. Vosotros decís que también sois sirvientes espirituales con Baba. No solo purificamos el mundo entero, sino que además purificamos también los elementos. Los sannyasis no entienden que, en el presente, los elementos son tamopradhan, y que también tienen que hacerse satopradhan. Cuando los elementos se hagan satopradhan, vuestros cuerpos también serán satopradhan. Baba explica tanto, pero aun así, hijos, os olvidáis. Los que relaten esto a otros, lo recordarán. Si no donáis, no podéis embeber. BapDada glorifica el nombre de los que hacen un buen servicio. Incluso vosotros, hijos, entendéis quiénes son los más listos haciendo servicio. Los que están en el servicio, suben al trono del corazón de Baba. Seguid siempre a la Madre y el Padre. Haceos dignos de sentaros en el trono de Su corazón. Los que estén comprometidos en servir a otros, darán felicidad a los demás. Mirad en el espejo de vuestro propio corazón: ¿Soy un hijo digno de Baba? También podéis escribir una gráfica del servicio que hacéis y enviarla: Este es el servicio que estoy haciendo. Ahora, juzgad por vosotros mismos, para que el Padre también entienda si sois los más elevados, medianos o más bajos. Vosotros hijos, también entendéis quiénes son los que montan los elefantes, y quiénes son la caballería. Nadie puede permanecer escondido. Si enviáis vuestra gráfica al Padre, Baba puede preveniros. Continuáis siendo advertidos incluso aunque no enviéis vuestra gráfica. Ahora, reclamad tanta herencia como queráis. Después, recibiréis un certificado de BapDada. Este es la madre mayor. Podéis recibir un certificado de él. Esta mamá maravillosa no tiene una mamá, lo mismo que el Padre no tiene un padre. Sin embargo, entre las mujeres, Mama es número uno. Se alaba a Jagadamba en el drama. Ella también hizo mucho servicio. Igual que Baba salía fuera, también Mama solía salir. Ella servía en pueblos pequeños. Fue la más inteligente de todas. Baba tiene a Baba senior con él. Por tanto, los hijos también deben cuidar de éste. En la edad de oro, los súbditos también son muy felices. Tienen sus propios palacios, vacas y bueyes, etc., lo tienen todo. Achcha. ¡Los hijos permanecen felices y prósperos! No os olvidéis, pero tampoco debéis recordar a nadie, porque es a Shiv Baba a quién tenéis que recordar. Tenéis que olvidar vuestro propio cuerpo, entonces ¿cómo podríais recordar el de otro? Achcha.

A los hijos más dulces, amados, durante tanto tiempo perdidos y ahora encontrados, amor, recuerdos y buenos días de la Madre, el Padre, BapDada. El Padre Espiritual dice namaste a los hijos espirituales.

Esencia para el dharna:
1. No molestéis a nadie. Haced a todos felices a través de vuestros pensamientos, palabras y acciones y reclamad bendiciones del Padre y de la familia.

2. Convertíos en hijos dignos y haced el servicio espiritual de Bharat. Tened un corazón misericordioso y convertíos en un trabajador social espiritual. Servid con vuestro cuerpo, mente y riqueza. Permaneced verdaderos con el Señor verdadero.

Bendición:
Que seáis un hijo satguru y subrayéis doblemente vuestras palabras y las hagáis preciosas.

Vuestras palabras, hijos, tienen que ser palabras tales que aquellos que estén escuchando estén sedientes porque digáis algo. Esto se conoce como hablar versiones elevadas, de gran valor. Las versiones elevadas no son muchas palabras. Si alguien continua hablando cuando sea que él quiera, a esas palabras no se les llamaría versiones elevadas. Vosotros sois hijos satguru, hijos del Satguru, y así, cada palabra vuestra es una versión elevada. En cualquier momento y en cualquier lugar, hablad solo palabras que sean necesarias, yuktiyukt y beneficiosas para vosotros mismos y para otras almas. Subrayad doblemente vuestras palabras.

Eslogan:
Sed una joya que tiene pensamientos puros y positivos y continuad iluminando al mundo con vuestros rayos.